El próximo año el nuevo Gobernador de Piura manejará un presupuesto de 2 mil 105 millones de soles, el cual se habrá incrementado al final del año cuando se conozca el monto del Presupuesto Institucional Modificado.

Hoy en día el destino de la región está entre dos candidatos, Servando García por el movimiento político ‘Fuerza Regional’, y Santiago Paz quien representa a la agrupación política ‘Región Para Todos’.

Sin embargo, a la fecha lo único que estos dos candidatos han hecho aparte de lanzar una que otra propuesta algo desorientada e inviable, es atacarse mutuamente y sacar a la palestra acusaciones como el ‘continuismo’ o denuncias de violación.

Lamentablemente ninguno de los dos ha hablado sobre quiénes formarán parte de su equipo, o quiénes los acompañan y se perfilan como sus funcionarios de confianza. Para algunos, es muy prematuro hablar de este tema, puesto que los cuadros recién comienzan a armarse cuando se gana el proceso.

Sin embargo, teniendo en cuenta la coyuntura, el pasado político y gubernamental de nuestra región saber en manos de quién pondremos el dinero del pueblo es de suma importancia, puesto que si bien es cierto García o Paz serán los que asuman la responsabilidad de gobernar a los piuranos, detrás de ellos estará todo un equipo de profesionales que si no tienen la capacidad necesaria para administrar el tesoro público, estancarán aún más el desarrollo de la región.

Sobre todo porque además del presupuesto existirán miles de millones en juego por las obras pendientes de Reconstrucción. Tremendo ‘botín’ que en las manos equivocadas podría hacerse agua, y no precisamente por las lluvias que ya anuncia Senamhi.

Karina Miranda

Karina Miranda