El Proyecto Especial de Irrigación e Hidroenergético del Alto Piura (Peihap) ha sido durante muchos años la esperanza de miles de agricultores y de miles de altopiuranos que ven en esta obra el desarrollo no solo de su localidad sino de toda la región.

Lamentablemente han pasado años, han muerto los primeros impulsores y aún este proyecto no ve la luz, pues si bien es cierto consiguió su viabilidad e inició su ejecución, los miles de problemas que lo rodean son incontables e involucran precisamente a aquellos que durante mucho tiempo también, utiizaron al Alto Piura como un caballito de batalla.

El miércoles un equipo de Lava Jato estuvo en Piura, para indagar sobre este proyecto emblemático y hoy paralizado, señalando que la Procuraduría ha embargado por 13 millones a investigados por el Alto Piura.

Entre ellos comprende a los tres exgobernadores regionales, César Trelles Lara, Javier Atkins y Reynaldo Hilbck, así como a exfuncionarios y exdirectivos, en total son 17 los investigados, pero la lista podría incrementarse, pues actualmente se encuentran en plena investigación no solo de la concesión, convocatoria, proceso de selección y adjudicación, sino también de la buena pro, adendas, ampliaciones de plazo, etc.

Es decir, el camino es largo, pero por lo menos ya se están tomando cartas sobre este proyecto que ha sido en muchos casos aprovechado políticamente y al parecer también económicamente o para otros intereses.

Esperemos que esta comisión continúe su trabajo y se sancione a todos los responsables con todo el peso de la ley.

Karina Miranda

Karina Miranda