Reducción de casos podría significar el fin de la segunda ola, y un ‘respiro’ antes de iniciar la tercera ola.

El director del hospital Santa Rosa, Edwin Chinguel detalló que han habido días en los que va de setiembre, que no se han reportado fallecidos y que el número de hospitalizados ha bajado considerablemente. Según el funcionario, se reportaron hasta 4 días sin registro de muerte por COVID dentro del nosocomio, así como solo 9 pacientes en las camas de hospitalización.

“Hay un descenso, es notable, pero no significa que bajemos la guardia. De las 70 camas habilitadas para hospitalizar a los pacientes COVID, solo están ocupadas 9 y con buen pronóstico. En el caso de las camas UCI, de las 15 disponibles para COVID, 9 están ocupadas, el resto están a disposición de pacientes no COVID”, dijo Chinguel.

El director informó que a la fecha, en el hospital no se han reportado ni atendido pacientes infectados con la variante Delta, pero exhortó a la población, sobre todo a los jóvenes, no exponer y usar la doble mascarilla.

CASOS

Según la Sala Situacional de la Diresa, que reporta solo hasta el 9 de setiembre, se registran 323 casos nuevos de contagios y 20 personas muertas a consecuencia de la COVID-19.

Según explica el especialista en Salud Pública, Julio Barrena Dioses, “al día se reportaban 36 nuevos casos y entre uno y dos fallecidos por día, cifras similares a las del mes de abril del 2020, al inicio de la pandemia, donde se reportaban 40 casos nuevos y 4 muertos por día. Ahora, no sabemos si se ha mantenido este descenso o ha ido aumentando, y es que Diresa no actualiza los datos desde el 9 de setiembre y ya estamos 13. Más ahora con la confirmación de casos de Variante Delta, que a mi parecer ya habría más de 13 casos, por lo menos unos 60 casos a más”, explicó.

Barrena señaló que siguen siendo los adultos mayores los más afectados con el virus, y es que de los 20 decesos contabilizados, 16 son de adultos mayores de 70 años y 4 son adultos.

“No sabemos si no se han vacunado o solo contaron con una vacuna, por lo que pedimos que se acerquen a vacunar, con las dos dosis y así poder seguir retazando más el inicio de la 3 ola”.

Por otro lado, señaló que las cifras pueden representar el final de la segunda ola, y que según estudios, entre ola y ola, se da un “respiro” de 3 a 4 semanas.