Los familiares de un joven piurano de 29 años que falleció a causa de un traumatismo encéfalico grave, decidieron donar el corazón , hígado y riñones de su pariente para dar vida a otros seres que necesitan esos órganos para seguir viviendo.

Tras el noble gesto, especialistas de EsSalud se encargaron del proceso de extracción de los órganos, los cuales fueron trasladados a Lima y Chiclayo para que sean trasplantados de inmediato a sus respectivos receptores.

Fue necesario el apoyo de un helicóptero de la Fuerza Aérea del Perú (FAP) para trasladar los órganos del Grupo Aéreo N° 8 al helipuerto del hospital Edgardo Rebagliati, donde luego el corazón fue derivado al Instituto Nacional Cardiovascular (INCOR), mientras que el hígado será trasplantado a una paciente de 32 años en el hospital Guillermo Almenara.

En simultáneo, los riñones fueron enviados al hospital Almanzor Aguinaga Asenjo de Chiclayo donde serán implantados a dos asegurados que padecen graves enfermedades crónicas, informó el doctor José González Magán, subgerente de Procura de EsSalud.

El galeno resaltó la decisión de la familia del joven piurano de donar los órganos de su ser querido, acto altruista que hará posible que cuatro personas tengan mejor calidad de vida.

“Yo dono vida”

La actual gestión de EsSalud, liderada por la presidenta ejecutiva, Fiorella Molinelli, viene impulsando una campaña denominada “Yo Dono Vida” que busca sensibilizar a las familias sobre la importancia de la donación de órganos y tejidos como un acto voluntario, solidario y anónimo que salva vidas.

Un ciudadano que decide donar el corazón, pulmón, hígado, riñones, páncreas, córneas, piel y tejidos puede salvar la vida de hasta diez personas.

 

Vía NP