Padre e hija: Accidente en Sullana cobra segunda víctima
enero 19, 2020
Autor: Victor Palacios

Compartir:

Esta mañana falleció el doctor Oscar Herrera Torres, víctima del accidente vehicular en el que también murió su hija Marcela, la mañana de ayer.

El doctor Herrera no pudo soportar las lesiones tras el despiste y falleció esta mañana en una clínica de Piura.

Nota original

Las carreteras de Piura se vuelven a teñir de sangre. Esta vez, una administradora perdió la vida luego que el vehículo en el que se desplazaba se despistara.  El fatal accidente de tránsito, que dejó también tres personas heridas, ocurrió a las 7:00 a.m. de ayer, cuando las víctimas transitaban por el kilómetro 026 de la carretera Piura – Sullana, cerca de la avícola Chimú.

Según informaron fuentes policiales, la víctima identificada como Marcela Herrera Olivares (47), se dirigía con su padre y dos primos a una clínica en la ciudad de Piura, para practicar una hemodiálisis a su progenitor.
Sin embargo, cuando el viaje parecía normal, un neumático del automóvil, Toyota Yaris plateado, de placa T30 – 046, conducido por el chofer de la familia, Walter Navarro Montero, se reventó causando un violento despiste en la mencionada vía.
El conductor tras intentar frenar el vehículo terminó por dar varios vueltas de campana y los ocupantes de la unidad móvil salieron despedidos por los aires.

No resistió

Tras este hecho la víctima, quien es madre de dos hijos de 17 y 10 años de edad, resultó con el cráneo fracturado y su cuerpo en medio de un charco de sangre.  Mientras que su padre, Oscar Herrera Torres (85), un conocido médico sullanero, terminó con una fractura en el cuello. De igual manera sus familiares.

Al conocer de esta situación los bomberos y una ambulancia de la zona se hicieron presentes en la zona, pero solo certificaron que Marcela Herrera falleció instantáneamente producto de un traumatismo encéfalo craneano.

Se resisten

El fiscal de turno ordenó el levantamiento del cadáver e internamiento en la morgue de Piura.  Este acto fue criticado por los familiares y el abogado de la familia, quien se opuso a que le realicen la necropsia.

Según los deudos, no era necesario, toda vez que ella venía como pasajera y la ley solo exige ese procedimiento para los conductores. Los agentes de Tránsito investigan si el exceso de velocidad contribuyó al accidente. Sin embargo, descartaron que el conductor haya ingerido licor, ya que el dosaje etílico arrojó negativo.

Víctima es exalumna del colegio Santa Úrsula

Marcela Herrera era conocida por su trabajo en la farmacia ‘Hospitalaria’ que queda cerca al Hospital de Apoyo II de Sullana, la cual era de propiedad de la familia de su esposo. Sus clientes la recuerdan con cariño porque siempre atendía con una sonrisa y ayudaba a los angustiados familiares dándoles ánimos de mejoría para sus pacientes.

La mujer, quien es una activa exalumna del colegio ‘Santa Úrsula’, solía apoyar a los más pobres, quienes muchas veces necesitaban apoyo para su tratamiento.

Dedicada a sus hijos

La madre de familia también deja en la orfandad a un joven de 17 años y a una niña de 10 años. Según versiones de allegados a los familiares, estos no presentarían cargos contra el conductor del vehículo, debido a que todo se originó por una falla mecánica.

Más populares