La jefa de científicos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió hace algunos días que son mínimas las probabilidades de que las posibles vacunas contra el COVID-19 estén disponibles antes de dos años, aproximadamente, aunque los primeros grupos de riesgo podrían ser inmunizados a mediados de 2021.

«Muchos piensan que a principios del próximo año llegará una panacea que lo resuelva todo, pero no va a ser así: hay un largo proceso de evaluación, licencias, fabricación y distribución«, manifestó la especialista en una sesión virtual a través de las redes sociales.

Según Tedros Adhanom Ghebreyesus, director de la OMS, otra manera de prevenir un posible contagio de SARS-CoV-2 es evitando seguir saludando con el codo que venían realizando múltiples personalidades de todo el mundo.

Elecciones, Estados Unidos. EFE/EPA/TOM BRENNER / POOL

Desde famosos del cine hasta reconocidos políticos, todos ellos han optado por utilizar este método como parte de la nueva convivencia a la que estamos siendo sometidos a consecuencia de la pandemia provocado por el nuevo coronavirus.

COVID-19, un enemigo a vencer

El motivo, de acuerdo a lo expresado por la organización, sería que el saludo con el codo ubica a las personas a una distancia mínima de un metro, lo que provocaría un posible contagio no deseado.

«La mejor forma correcta de saludar es llevándose la mano al corazón como símbolo de cariño y respeto», señaló la Organización Mundial de la Salud (OMS) a través de sus directivos.

Vía Wapa