Malos manejos de la gestión anterior llevó al presidente de la Comunidad Campesina San Martín de Sechura, Hernán Espinoza Ayala, cerrar la mina de sal.

Espinoza Ayala dio a conocer que varios empresarios argumentaron haber pagado fuertes sumas de dinero para la compra de sal a la gestión a cargo entre los meses de enero y junio de este año pero, aseveró que desde que empezó su gestión desconocía dichos contratos, por lo que los empresarios comenzaron a reclamar.

“Los empresarios aseguran que han pagado a la gestión anterior varias toneladas de sal. Pero, nunca han depositado a la comunidad. Han depositado a otros señores. Por tal motivo, hemos paralizado temporalmente las actividades en la mina de sal hasta que los empresarios nos den una explicación”, refirió.

En ese contexto, lamentó que personas ligadas a la gestión anterior hayan tomado posesión de las minas, así como de la comunidad sin tener vigencia de poder.

Por tal motivo, dijo que convocarán a una asamblea para tomar decisiones respecto a estas personas que usurparon funciones, perjudicando la administración de la comunidad.