La ministra de Salud llegó el viernes a Piura trayendo lo que para ella sería el gran anuncio para los sullaneros. Un presupuesto de 27 millones de soles para el hospital de contingencia para atenuar de alguna manera la situación de los colapsados hospitales Santa Rosa y de Sullana; mientras esperamos que se construyan los nuevos hospitales que, al parecer, no tienen cuándo construirse.

Los hospitales de contingencia parecen ser la gran solución que el Estado pretende darnos, ante una realidad hospitalaria que cada día es insostenible, y frente a la cual, las autoridades se muestran indiferentes sin importarles que a diario mucha gente muere porque simplemente los hospitales no pueden recibir un paciente más.

Hasta el propio monseñor Eguren Anselmi se ha mostrado indignado que se siga relegando a nuestra región de sus hospitales estratégicos y se nos pretenda seguir engañando con hospitales de contingencia que luego se convierten en permanentes como sucedió con los llamados puentes provisionales que se quedaron por más de 10 años.

Por lo pronto, este lunes, el Consejo regional votará para se apruebe la nueva modalidad bajo la cual el Ejecutivo ha prometido construir los dos hospitales de alta complejidad para Piura y Sullana, pero que esperamos no se queden en promesa, pues no existe un acta de compromiso firmado. De allí que tras la aprobación, las autoridades regionales deben empezar una campaña intensiva para exigir que se construyan ya estos hospitales tan exigidos y esperados por la población.

Karina Miranda

Karina Miranda