¿El agua de mar combate el acné? Conoce los beneficios de ir a la playa
febrero 4, 2020
Autor: Victor Palacios

Compartir:

La sal del mar tiene increíbles propiedades que sin duda aprovecharás al máximo de ahora en adelante.

Ir a la playa no solo despeja tu mente y te da la calma que necesitas, sino que  los baños en el mar en combinación con el sol, el descanso, los rayos ultravioletas, y la humedad del ambiente aportan increíbles beneficios para tu salud y piel.

Asi lo afirma la doctora Mayte Truchuelo, dermatóloga del Hospital Vithas Nuestra Señora de América y de Vithas Internacional, para quien los baños en el mar son beneficiosos “en combinación con la humedad ambiental y la exposición solar limitada, por el efecto antiinflamatorio del ultravioleta del sol”.

Concretamente los pacientes con psoriasis y dermatitis atópica “mejoran muchísimo, pero cuando regresan a un clima seco, como puede ser el de Madrid vuelven a empeorar”.

Resultado de imagen para psoriasis"

Con la psoriasis suelen aparecer lesiones en forma de parches rojos en los hombros, las rodillas, el cuero cabelludo, la espalda, la cara, las palmas de las manos y las plantas de los pies, y es un trastorno del sistema inmunitario, que aparece o desaparece sin avisar.

La dermatitis atópica, se caracteriza por la sequedad de la piel, la aparición de lesiones de enrojecimiento, así como la descamación en placas junto con un intenso picor.

Más de un millón de personas padecen psoriasis en España (el 2,3% de la población) y la dermatitis atópica afecta el 30% de la población infantil.

La sal del mar para el acné

La sal, afirma la doctora Truchuelo, posee múltiples propiedades, entre ellas, destaca su efecto exfoliante y antiséptico.

Resultado de imagen para acne"

En el ámbito de la estética puede utilizarse como exfoliante, porque ayuda a eliminar restos de suciedad o células muertas de la piel y, debido a su efecto astringente, puede contribuir a la eliminación del exceso de grasa facial.

Sin embargo, puede irritar nuestra piel debido al efecto de pérdida de agua. Por todo ello, su uso en determinadas terapias no se aconseja porque actualmente existen productos menos irritantes.

La sal, recuerda la dermatóloga, es astringente y por lo tanto seca la piel y puede producir una respuesta paradójica y estimular la producción de grasa. La mejora del acné graso se cree es debido a la acción del sol más que a la sal del mar.

Lo que sí produce la sal del mar es una piel más lisa porque tiene efectos exfoliantes y es la razón por la que aporta buenos resultados en la limpieza de los poros obstruidos.

Si hablamos de sal del agua marina, hay que destacar su riqueza en minerales esenciales que aportan beneficios a las células de la piel, e incrementan la circulación de la sangre en su superficie.

A pesar de los múltiples beneficios comentados, los especialistas advierten que resulta importante tener en cuenta que la sal también puede producir irritación en la piel y al contacto con mucosas, sequedad y deshidratación; por ello, aunque los baños en el mar son beneficiosos, la aplicación directa de la sal en tratamientos estéticos dermatológicos no resulta tan recomendable.

OTROS BENEFICIOS:

ANTISÉPTICO

Las propiedades antisépticas que posee este mineral pueden contribuir a la curación de pequeñas heridas, rozaduras o cortes y a la prevención y tratamiento de determinadas infecciones. Pero si se tienen heridas con infección, el agua de mar las puede empeorar porque en él también hay bacterias y pueden resultar contraproducente.

RELAJA LOS MÚSCULOS

El agua salada nos permite relajar los músculos, seguramente recuerdas cuando después de un día agotador, llegaste a casa y al meter tus pies en agua con sal te brindó un gran alivio. Pues es un efecto parecido, el agua de mar te ayudará a relajar cada uno de tus músculos.

REVITALIZA

Las vacaciones siempre renuevan energía, la combinación mar, sol y descanso, ayudarán a tu cuerpo a producir vitamina D, primordial para una lucir una piel hermosa.

MEJORA LA CIRCULACIÓN

Al meternos al mar, el contraste en la piel entre agua fría de las olas y el sol, provoca una mejora en nuestra circulación.

 

 

 

 

Fuente: EFE

Más populares