Son 53 obras paralizadas en la región Piura por más de mil millones de soles, y que la Autoridad para la Reconstrucción con Cambios busca simplificar procesos para destrabar los proyectos y que se puedan reiniciar en beneficio de la población que sigue esperando por las obras de envergadura, sobre todo de los hospitales.


LEE AQUÍ ► Pared de una parroquia de derrumba en plena avenida Grau de Piura


Sin embargo, algo que ha revelado la titular de la ARCC, Rossmary Cornejo Valdivia, y que es sumamente preocupante, es que las gestiones salientes no han dejado los expedientes de las obras paralizadas a los nuevos alcaldes, dificultando el avance de las mismas.

Es decir, que no sólo no han podido ejecutar las obras por su incapacidad, sino que además en su indolencia no les ha interesado para nada la población.

Esto demuestra una vez más que la mayoría de autoridades solo llega al poder para velar por sus propios intereses, sin interesarles el bienestar de la población.

Muestra de ello, es por ejemplo, los hospitales de Los Algarrobos, Ayabaca, Huarmaca y Huancabamba, que han quedado como elefantes blancos, mientras la población no tiene a dónde acudir para recibir una adecuada y oportuna atención de salud.

Esperamos que las nuevas autoridades se pongan las pilas, y realmente se interesen por culminar estas obras que tanto están necesitando los pobladores, pues existe la intención del gobierno, a través de la Autoridad para la Reconstrucción con Cambios (ARCC), sacarlas adelante.


Síguenos en nuestras redes sociales: