La Paz. Una persona murió y más de 60 resultaron heridas durante violentos choques producidos este miércoles entre seguidores y opositores del gobierno de Evo Morales en la ciudad de Cochabamba, centro de Bolivia, en nuevas protestas tras la cuestionada reelección del mandatario, informaron medios locales.

Limbert Guzmán, un estudiante de 20 años, ingresó con muerte cerebral en un hospital de Cochabamba tras sufrir graves heridas en unos enfrentamientos entre partidarios y detractores del presidente del país, Evo Morales. El joven se convirtió en la tercera víctima mortal por la violencia en Bolivia desde las recientes elecciones.

El parte médico indicó que el joven ingresó en el hospital Viedma con “traumatismo cráneo encefálico grave, fractura de base de cráneo y muerte cerebral”.

«Presentó un paro cardio respiratorio, que inmediatamente fue reanimado por más de 20 minutos y los esfuerzos fueron vanos falleciendo el paciente a horas 20:45″, hora local (01:45 GMT del jueves), señaló el informe.

La Defensoría del Pueblo de Bolivia, a través de Twitter, lamentó el fallecimiento “como consecuencia de los violentos enfrentamientos en el sector del puente Huayculi en la ciudad de Cochabamba”.

El joven fallecido era uno de los 34 heridos en una ola de violencia desatada durante esta jornada en la región central de Cochabamba