Escándalo en México: sacerdote es hallado ‘pepeado’ en hotel por sujeto desconocido
mayo 5, 2024
Autor: Luz María Ramos Culquicondor

Compartir:

Se trata de Salvador Rangel Mendoza obispo emérito de la diócesis de Chilpancingo– Chilapa, en México quién fue dopado con un cóctel de sustancias que incluían cocaína y benzodiazepina por un presunto sujeto desconocido

Una noticia que ha estremecido a todo México ha sido el caso del sacerdote Salvador Rangel Mendoza, quien desapareció el pasado fin de semana y fue encontrado en condiciones alarmantes en un hospital, desatando una serie de especulaciones y conmoción en la opinión pública.

El sábado 27 de abril, el obispo de Chilpancingo, Salvador Rangel Mendoza, fue reportado como desaparecido, generando una búsqueda intensiva por parte de las autoridades. Sin embargo, dos días después, el Motel Real Ocotepec solicitó una ambulancia de emergencia al descubrir al obispo en sus instalaciones en un estado de inconsciencia.

Padre es hallado dopado en hotel

Rangel Mendoza fue encontrado desnudo y con dificultades para comunicarse, lo que llevó a su inmediato traslado al hospital mencionado. Los informes médicos revelaron un deterioro neurológico y la presencia de dos pastillas de sildenafil, utilizadas para tratar la disfunción eréctil, así como rastros de cocaína y benzodiacepinas en su organismo.

Podría tratarse de un secuestro

Inicialmente se manejó la hipótesis de un posible secuestro exprés, sin embargo, nuevos detalles surgidos de las cámaras de seguridad del hotel han revelado un giro inesperado en la historia. Dichas imágenes muestran al clérigo ingresando al establecimiento voluntariamente, en compañía de otro hombre, descartando así la teoría inicial y abriendo nuevas interrogantes sobre lo sucedido.

Le robaron

El lunes 29 de abril, el fiscal Uriel Carmona informó que se habían realizado retiros de dinero de las tarjetas del obispo, sumado a los hallazgos de sustancias como la cocaína y las benzodiacepinas en su cuerpo. Aunque esto sugiere que el incidente podría no haber sido un delito, las autoridades aún buscan esclarecer los hechos y descartar posibles implicaciones ilegales.

Por otro lado, el comisionado estatal de Seguridad (CES), José Ortiz Guarneros, espera que el caso sea aclarado lo más pronto posible. A pesar de las declaraciones iniciales sobre un posible secuestro exprés, las autoridades continúan investigando para entender completamente lo sucedido y brindar respuestas a la comunidad.

Más populares